ADRIANO EN “THE WALKING DEAD”
Xalapa. Ver: Los muertos vivientes / Revista Tlacuilo
Le apuesta a la falta de memoria popular

Revista Tlacuilo
Xalapa. Ver / 2020-09-21

Las opciones de candidatos ya se están convirtiendo en una chunga; es verdad que existen personajes que aunque se han mantenido durante tiempo alejados de la política, aún están en el ánimo de la gente; pero hay otros que de plano es una burla que se anden candidateando ellos solos, sin respaldo de nadie más que de sus fiebres mentales; es el caso de Armando Adriano Fabre; el ex director del IPE del duartismo, es un muerto político que ya hiede; así que cualquier partido que lo jale corre el riesgo de embarrarse de materia pútrida.

Si algún partido lo llegara a abanderar corre el riesgo de ser acusado de profanador de tumbas; aunque para su defensa ante las autoridades podrían argumentar que son productores de la empresa Netflix haciendo audiciones para la temporada once de “The Walking Dead” y que Fabre cumple el perfil perfecto para ser uno de los extras que actúan en el papel de “muertos vivientes”.

NO TIENE LLENADERO
Adriano Fabre es uno de los Notarios Públicos que fue señalado como cómplice de la creación de empresas fantasmas durante el duartismo, asunto que le fue confirmado pero del que salió ileso tras el pago de una multa; así lo informo en su momento quien fuera Secretario de Gobierno, Rogelio Franco Castán.

Otra de las manchas del “tigre” es el retraso constante que sufrieron en sus pagos los pensionados y jubilados del IPE bajo la dirección de Fabre; además de que las arcas públicas de los “viejejitos” fueron utilizadas con displicencia.

Pero Adriano ahora quiere volver al escenario público como si nada hubiera sucedido.

A su salida Fabre no supo explicar los destinos de algunos millones de pesos, nadie sabe, nadie supo a donde fueron a parar; además es uno de los directores que solaparon el desplome de la reserva técnica del IPE, de la que se esfumaron más de 885 millones de pesos.

Los retrasos de Adriano en el pago de las pensiones provocaron uno de los pasajes más bochornosos de ese Gobierno; cuando las fuerzas policiacas estatales al mando de Roberto Meza, retiraron con lujo de violencia a los ancianos que se manifestaban en la Plaza Lerdo; poniendo a Veracruz en el escenario internacional como un gobierno represor; todo esto gracias a la mala gestión de Fabre frente al IPE; por lo visto no le bastó el daño que hizo en el pasado a la administración pública y ahora quiere venir por más… ¡Dios nos libre!

IPE ESTALLÓ POR LA MOROSIDAD DE FABRE
La reacción adversa que causó el uso de la violencia contra los jubilados de Veracruz aquel 24 de diciembre del 2015 fue de tal magnitud que el actual Gobernador les ofreció disculpas en un acto público; para cumplir la recomendación que, en su momento, generó la Comisión Nacional de Derechos Humanos al Gobierno de Veracruz: “Les ofrezco una disculpa porque elementos de seguridad que deberían protegerlos, incumplieron la Ley sin ninguna causa justificada, sin que existiera ningún motivo. Los amenazaron, los trataron sin dignidad, hicieron lo incorrecto con un uso ilegal de la fuerza”. Dijo durante su discurso el Gobernador Cuitláhuac García Jiménez en el acto solemne.

Regresando al 2015; en días anteriores al encontronazo; Adriano Fabre había asegurado a los jubilados que comenzarían a dispersarse los recursos; pero más tarde reconoció ante la prensa que no contaba con el dinero suficiente para pagarles. De esas mentiras estaban hartos quienes se manifestaron en la Plaza Lerdo y cuya represión pasó a formar parte de los expedientes bochornosos de nuestro estado y de la historia negra de quien ahora aspira a regresar a la vida pública ¡Pobre!