#NoSinMujeres
#NoSinMujeres
2018-09-17

#NoSinMujeres
Por Billie J Parker
Palabra de Mujer

Lleg贸 la paridad al Congreso de la Uni贸n al pasar del noveno al cuarto lugar en el ranking mundial de mujeres con presencia en el parlamento. Se registr贸 como un avance hist贸rico, empero result贸 una paridad fingida que hizo levantar las voces de las mujeres que no se prestan al juego del simulacro para exigir: 鈥淢ujeres en el poder con poder鈥.

Se festej贸 que la LXIV Legislatura fuera la m谩s paritaria de la historia, donde las mujeres ocupan 214 de las 500 curules en San L谩zaro y 63 de los 128 esca帽os en la C谩mara Alta pero, la igualdad no se ve cuando acuerdan que los 贸rganos de gobierno de ambas c谩maras sean presididos s贸lo por hombres. Todos los grupos parlamentarios y las mesas directivas se conformaron con varones 煤nicamente, y ellos se encargar谩n de la conducci贸n de los debates y votaciones.

Pese a que se pens贸 ser铆a el gran avance civilizatorio de M茅xico, las mujeres no s贸lo siguen sin aparecer en el congreso, en lo que se ha catalogado como 鈥減aridad, pero no Igualdad Sustantiva鈥, sino que adem谩s reaparece en Chiapas la pr谩ctica machista para despojarlas de sus cargos de representaci贸n popular. Una violencia pol铆tica inaceptable, una violaci贸n a sus derechos humanos y pol铆ticos.

Se atestigua que la cultura machista insiste en impedir que las mujeres lleguen al n煤cleo central de la toma de decisiones. En las campa帽as les quitaron hasta la vida y hoy en Chiapas les roban el cargo de legisladoras o s铆ndicas, ante la mirada impasible del INE y el tribunal electoral que ven como normal la violencia pol铆tica, pese a los tratados, que en materia de defensa de derechos de las mujeres, ha firmado M茅xico. Su reacci贸n hoy es tard铆a.

La tendencia hist贸rica de la modernidad y la democracia a igualar derechos y oportunidades no cumplir谩 sus fines mientras persistan en la pr谩ctica formas de discriminaci贸n, exclusi贸n, relegamiento o desventajas estructurales para eliminar estas pr谩cticas de cosificar a las mujeres para sus objetivos.

La paridad de g茅nero no es suficiente ya que persisten las conductas machistas y la cultura patriarcal exacerba el escenario hostil para las mujeres. Una vez que se logra llegar a los cargos p煤blicos, la paridad se esfuma para continuar violentando a quienes ocupan los mandatos soberanos, y a otras, se les impide avanzar.

Consecuentes de la necesidad de la articulaci贸n pol铆tica entre mujeres para impulsar la agenda de igualdad sustantiva, diputadas de todos los grupos parlamentarios se unieron en un frente com煤n para exigir se garanticen los derechos pol铆ticos de las mujeres de Chiapas, d贸nde se le oblig贸 a renunciar a sus cargos ganados en las urnas, configur谩ndose como violencia pol铆tica de g茅nero.

Violencia que crea discrepancias entre algunas feministas porque aseguran que el gobernador Manuel Coello, v铆a el PVEM, a quien se le atribuye tan aberrante acci贸n de violencia de g茅nero, no es el responsable y que las que llaman 鈥渕anuelitas鈥, solitas renunciaron. Gobernante que ante la protesta feminista se retract贸 con una iniciativa para prohibir tal absurdo.

En la c谩mara de diputados las noveles y experimentadas diputadas, unidas sin colores de por medio, le recordaron a los partidos pol铆ticos que los derechos no son negociables y que sin mujeres no hay democracia. Relanzaron el hashtag: #NoSinMujeres y exigieron espec铆ficamente al Instituto Nacional Electoral (INE), al Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federaci贸n y a la Fiscal铆a General del Estado de Chiapas, investigar los hechos ocurridos en dicha entidad, donde se presume que la renuncia de 30 regidoras y diputadas electas fue bajo presi贸n del PVEM.

La diputada federal veracruzana Anil煤 Ingram, urgi贸 a garantizar los derechos y prerrogativas pol铆tico-electorales de las mujeres, al solicitar que la Secretar铆a de Relaciones Exteriores (SRE) y El Gobierno del Estado de Chiapas, trabajen coordinadamente para registrar posibles violaciones de los derechos humanos de las chiapanecas.

La legisladora veracruzana hizo un recuento de los tipos de violencia que enfrentan las mujeres en pol铆tica y fijo su postura. 鈥淧or eso no podemos tolerar que la violencia pol铆tica no se se帽ale, mucho menos que no se castigue鈥.
La violencia pol铆tica de g茅nero tuvo un significativo rol en las elecciones del 2018. La Fepade contabiliz贸 por lo menos 200 casos de violencia pol铆tica contra mujeres de 2016 a junio 2018. Las agresiones, atentados y asesinatos registrados en el pasado proceso electoral significaron un incremento del 400 por ciento en la violencia pol铆tica.

La vice coordinadora de la bancada del PRI Ingram Vallines adelant贸 que se plantear谩n otras acciones afirmativas para que en la pr贸xima composici贸n de las comisiones permanentes de la C谩mara de Diputados, tambi茅n se d茅 la equidad de g茅nero, ya que en la pasada Legislatura 77% de las presidencias fueron ocupadas por hombres.

El gran problema de la representaci贸n pol铆tica de las mujeres en M茅xico lo constituyen los obst谩culos pol铆tico-institucionales y culturales, que a帽o con a帽o cambian la casaca para detener la presencia de las mujeres en los 贸rganos de decisi贸n, y en el 2018 reflejaron tal cinismo que merecen repudio.

Las mujeres en el 2018 superaron la manipulaci贸n de sus propios partidos para registrarse en los procesos electorales que se celebrar谩n en 2018, ahora falta maniobrar para evitar que se les excluya y hasta les quiten hasta la vida.
 
2018-08-14 / Acoso Pol铆tico
2018-07-23 / PALABRA DE MUJER (Columna) 鈥淓n el mercado libre es natural la victoria del fuerte y leg铆tima la aniquilaci贸n del d茅bil鈥: Eduardo Galeano.
2018-07-10 / EL PODER PERDIDO EN VERACRUZ
2018-07-04 / AMLO Y LA TRANSFORMACI脫N DE M脡XICO
2018-06-26 / Palabra de Mujer Por Billie J Parker ELECCI脫N DE VOTO FINISH
2018-06-20 / LA DISPUTA EN VERACRUZ
2018-06-12 / NADA PARA NADIE